Alfredo Leuco, como Luis Majul y Jonatan Viale, es uno de los periodistas que ha demostrado su postura crítica hacia el oficialismo desde la asunción de Alberto Fernández. El actual presentador La Nación+ reflexionó por la pandemia y resaltó los puntos que, desde su perspectiva, fueron mal gestionados por las autoridades.

«Se cumple un año de fracaso sanitario. Una catástrofe que el gobierno de los Fernández solo pudo profundizar y que nos golpea el alma con más de 56 mil muertos. Es un aniversario macabro que marcará toda su vida a Alberto y a Cristina. No vamos a olvidar ni perdonar. Como si esto fuera poco, para ponerle el broche de barro, anoche, el presidente apeló a la cadena nacional para no decir nada», señaló el comunicador.

Luego agregó: «El único anuncio que hizo fue que llegó el otoño. Ya lo sabíamos. Fue tan incomprensible que se abrieron varias especulaciones sobre los motivos de ese discurso de 12 minutos. ¿Quiso opacar el regreso al primer plano informativo de Mauricio Macri? Sería una locura y una estupidez pero no descarto nada en este gobierno lleno de mediocres y delirantes. ¿Quiso abrir el paraguas y crear un clima de temor para anunciar en las próximas horas medidas restrictivas para la circulación y volver a algún tipo de cuarentana y confinamiento mas estricto? Puede ser».

Cocina Diabetes

«Como es su costumbre, el presidente delegado, mintió descaradamente. Hay ciertas dificultades para conseguir vacunas, pero el gobierno es el principal responsable del mal manejo que se hizo en este tema. Ginés que por suerte ya no está y Carla Vizzotti que lamentablemente, todavía está. Ellos fracasaron en las gestiones que hicieron con las vacunas. La justicia debería actuar de hecho o empujado por denuncias de legisladores, porque en el mundo de la industria farmacéutica, todos afirman en voz baja que al laboratorio Pfizer le pidieron que sobrefacturara las vacunas para quedarse con la diferencia», añadió respecto a las vacunas.

Y siguió: «Esto amerita una investigación a fondo y urgente antes de que borren las huellas. Algo muy grave pasó porque somos el único país del mundo que no pudo comprar vacunas de Pfizer. Hace dos días, Brasil compró 100 millones de dosis. ¿Y nosotros? Cero. Ni diálogo tenemos con Pfizer. Insisto: algo grave pasó. Argentina rompió relaciones con el principal abastecedor de las vacunas más eficientes. ¿Qué pasó? El pueblo quiere saber, de qué se trata. Y si hubo pedido de coimas hay que castigar a los responsables con todo el peso de la ley. Porque ya se robaron todo durante más de 12 años. Pero traficar vacunas para seguir robando, es de una indignidad moral y ética que repugna la conciencia humana. Venezuela y criticando a los países centrales. No nos creen y por eso no nos venden vacunas».





Fuente

Apuesta Exitosa