Con siete millones de seguidores en su cuenta de Instagram, Wanda Nara suele compartir material a diario en la red para mantener el interés de sus fans. Este martes, la empresaria llamó la atención al subir una foto en la que lució un look que despertó polémica, ya que sus seguidores hablaron de abuso de Photoshop y llegaron a tildarla de “meme”.

Y ahora, durante la tarde el jueves, volvió con una imagen con el mismo outfit de moño rosa en el pelo y lencería color nude, aunque sin mostrarse de cuerpo enteros y en zapatillas como en el anterior posteo que desató la controversia.

Temas





Fuente

Apuesta Exitosa