Este sábado, Estados Unidos detectó la nueva y más contagiosa variante británica del coronavirus en al menos ocho estados, donde se registran en estos días récords diarios de infecciones y fallecidos. En tanto, las autoridades sanitarias expresaron su temor a que la llegada de la nueva cepa de Covid-19 lleve al límite una presión hospitalaria que ya está disparada en el país. A su vez, reconocieron que la campaña de vacunación está siendo más lenta de lo esperado.

De acuerdo a lo informado por la agencia de noticias AFP, los datos difundidos el viernes por el Centro para el control de las enfermedades (CDC), han registrado en el país al menos 63 casos de esta nueva cepa, detectada por primera vez en Estados Unidos la semana pasada.  Los principales estados afectados son California y Florida, pero también hubo contagios en Colorado, Texas, Nueva York, Georgia, Connecticut y Pensilvania.

Cocina Diabetes

Un día después de que se detectara en Colorado el primer caso de la nueva cepa, más contagiosa, las autoridades de ese estado aseguraron que están investigando un posible segundo contagio de esa variedad de la Covid-19. Anthony Fauci, prestigioso inmunólogo estadounidense, consideró esta semana que esta nueva variante podría estar «más extendida en Estados Unidos de lo que se está detectando».

El viernes, Estados Unidos registró un récord de contagios diarios, con cerca de 290.000 casos, según cifras de la universidad Johns Hopkins, entidad de referencia. Además, en 24 horas murieron en el país 3.676 personas. El país atraviesa su tercer y peor pico de la enfermedad, con hospitales al borde del colapso.

En este momento, hay 131.000 personas hospitalizadas por coronavius en el país, según datos del Covid Tracking Project, encargado de rastrear los casos. En total, Estados Unidos ya ha registrado 21,8 millones de casos de covid-19 y más de 368.000 fallecidos y es, en términos generales, el país más enlutado del mundo.

 



Fuente

Apuesta Exitosa