El Consejo Nacional Electoral (CNE) de Ecuador dejó este martes en suspenso el recuento de la votación de la primera vuelta de las presidenciales planteado por el líder indígena de izquierda Yaku Pérez, quien sostiene que hubo fraude para marginarlo del ballotage del 11 de abril. «Este pleno del Consejo Nacional Electoral, lamentablemente, no da respuesta al pedido, ni aprueba ni niega el informe presentado por el área técnica» sobre la solicitud de recuento, anunció la presidenta del organismo, Diana Atamaint.

El pedido quedó en suspenso al no lograrse mayoría en la votación del pleno del CNE, que sesionó durante la noche. De los cinco miembros, hubo dos a favor del pedido de Pérez, uno en contra, otro se abstuvo y otro estuvo ausente. El consejero José Cabrera, quien votó en contra, señaló que primero se debe «terminar con el escrutinio, proclamar resultados y que allí se interpongan los recursos de impugnación» previstos en la ley.

Pérez, un abogado ambientalista de 51 años, había presentado formalmente la solicitud de recuento de votos en 17 de las 24 provincias del país. La revisión de la votación alcanzaba a unos seis millones de votos, que representan un 45% de los 13,1 millones de electores inscritos en el padrón oficial del país andino de 17,4 millones de habitantes. El líder indígena sostiene que en el escrutinio preliminar se registró un fraude para marginarlo de la ronda final tras ser desplazado por el exbanquero Guillermo Lasso, de 65 años, del segundo lugar a mitad del conteo.

Cocina Diabetes

Según el escrutinio preliminar, el economista de izquierda Andrés Arauz, de 36 años y delfín del exmandatario socialista Rafael Correa (2007-2017), ganó la primera vuelta presidencial con el 32,72% y estará en el ballotage. Lasso y Pérez sostuvieron una disputa voto a voto por el segundo cupo, que se lo adjudicó el candidato de derecha con 19,74% de los sufragios frente a 19,38% del líder indígena, según el escrutinio preliminar, al que le resta por computar apenas 0,07% de las actas electorales, informó AFP.

Pérez, apostado en las afueras del CNE, reaccionó diciendo: «No nos van a derrotar, no nos van a aniquilar, la resistencia continúa. Hoy (el CNE) acaba de tomar una decisión que queda en el limbo». La revisión del escrutinio se había acordado el viernes, ante observadores internacionales, entre ambos candidatos y el organismo electoral, que debía ser aprobado por el pleno. La propuesta era un recuento del 100% de las actas en la provincia de Guayas, la de mayor cantidad de electores, y el 50% en otras 16 provincias.

El vicepresidente del organismo, Enrique Pita, quien se abstuvo, insistió en «no poner en riesgo los tiempos electorales», que contemplan, entre otros, la campaña de segunda vuelta del 16 de marzo al 8 de abril. Mientras tanto, grupos de indígenas afines a Pérez han anunciado para el miércoles movilizaciones y una marcha hacia Quito para denunciar un supuesto fraude electoral contra su candidato.



Fuente

Apuesta Exitosa