La presente administración municipal viene construyendo una sucesión de trabajos que procuran impulsar la seguridad vial en la ciudad más importante misionera.

Se puso un reductor de agilidad sobre la avenida 200 y 135, situado en Itaembé Miní Oeste. Esta arteria comunica las avenidas Alicia Moreau de Justo con la 147, ingreso primordial desde la avenida Quaranta, con lo que los automovilistas acostumbran transitar a velocidades superiores a las toleradas por las reglamentaciones actuales.

En este sentido, se instaló este gadget plástico reciclado de color amarillo, como de esta forma asimismo tachas reflectivas y un letrero indicio, con el propósito de que el conductor logre divisar a una distancia correcta la infraestructura vial y reduzca la marcha.

Cocina Diabetes

La instalación de los reductores se va a ir replicando en diferentes puntos de la región, con la intención de promover el respeto por los límites de agilidad, como de esta forma asimismo proteger la vida de los posadeños.

Por otra parte, se está corriendo la demarcación en los boulevards de color amarillo, con la meta de remarcar la precaución que tienen que tener los conductores de automóviles que circulen por las avenidas.

Hoy día, un conjunto viene pintando este elemento de separación de caminos sobre la avenida Jauretche, en donde se advierte precaución y la prohibición de aparcar.

Estas tareas fueron replicadas sobre las avenidas Urquiza, Roque Pérez, Roque Sáenz Peña, San Martín, Costanera y Ingreso Oeste.

Desde el ayuntamiento aseguraron que estas acciones pertenecen a una planificación, cuya intención es hacer mas fuerte la seguridad vial en la localidad, como de este modo asimismo conseguir un avance y modernización de Posadas, como localidad capital.



Fuente

Apuesta Exitosa