En el contexto de los diferentes operativos, la fuerza provincial interceptó en la tarde de ayer viernes un coche en San Vicente y otro en Capioví: en los dos casos transportaban cajas de cigarros sin aval aduanero.

El primer trámite sucedió a la altura del quilómetro 1295 de la Ruta Nacional nº14, donde el plantel de la seccional 1ra de San Vicente, incautó 850 gruesas de cigarros, raptó un automóvil Fiat Duna y detuvo a su conductor.

Eran las 18 horas del viernes, en el momento en que los uniformados hacen patrullajes de prevención, y a la vera de la ruta advirtieron la existencia de tres coches, y sus conductores al percatarse de la presencia policial se brindaron a la fuga, mas uno de estos tras un veloz accionar fue detenido. Al registrar el interior del rodado observaron 850 gruesas de tabaco de importación extrajera, distribuidas en 13 cajas. 

Cocina Diabetes

Por tal razón, después de preguntar con la Magistratura Federal de Oberá, se dispuso el rapto del vehículo y la carga, como de esta manera la detención del conductor que fue alojado en la comisaría jurisdiccional.

La segunda intervención fue efectuada asimismo ayer viernes por la tarde por pertenecientes del Comando Radioeléctrico de Capioví, quienes requisaron 106 gruesas de cigarros que eran trasportadas en un Chevrolet Corsa que despistó en el quilómetro 1462 de la Ruta Nacional nº 12.

Al llegar al sitio del siniestro, los policías vieron el vehículo volcado en la cinta asfáltica y apreciaron en los asientos traseros múltiples cajas de cigarrillos. Al requerirle al automóvilista la factura, este manifestó no tenerla.

El Juzgado Federal en turno ordenó el decomiso del rodado y su posterior traslado hasta la dependencia local, como de este modo de la mercancía requisada.



Fuente

Apuesta Exitosa