1. Chihuahua: esta raza de perro es una especide de contradicción en envase pequeño, su carácter bravo y dominante -aun por instantes belicoso- no condice con su apariencia amoroso y su pequeño tamaño, exactamente por ello último tiende a ser bastante permitido lo que asienta aún mucho más su carácter. Con este amigo lo idóneo es poner los límites al comienzo de su educación, ya que después va a ser bastante tarde.

2. Bloodhound: perro de presa, de carácter asentado y con un olfato distinguible; es de casualidad su mayor poder, asimismo su mayor debilidad ya que su colosal sentido del olfato no le deja concentrarse de forma popularizada en las normas de su amo. Si capta un aroma que sea de su interés no va a descansar hasta lograr la fuente del fragancia; ejercicios en los que se integre este sentido van a ser la manera más óptima de adiestrar a esta mascota.

Temas



Apuesta Exitosa