Si se considera la novedosa elabora de actualización de alquileres, que funciona desde julio pasado, los únicos favorecidos serían los dueños. O sea si se hubiera aplicado hace diez años. Esto deja realizar un análisis en un largo plazo y ver qué puede pasar más adelante. Si además de esto, se añade el encontronazo de la novedosa reglamentación para las locaciones impuesto por AFIP, la situación se torna mucho más dificultosa.

Como ejercicio, hay que estimar que en 2010 se hubieran puesto en desempeño las cuotas basado en la inflación y salario por partes iguales. Los cálculos dan que los inquilinos abonarían considerablemente más de lo que pagaron en la última década. Además de esto, el día de hoy se conoce que desde el instante en que se puso en marcha la ley, aumentaron los valores.



Apuesta Exitosa