Palmeiras y Santurrones, después de remover a River y Boca en semifinales respectivamente, definirán el día de hoy una edición nueva de la Copa Libertadores de América en el estadio Maracaná de Rio de Janeiro, en una final íntegramente brasileira.

La final se jugará a puertas cerradas para el público gracias a la pandemia de coronavirus, desde las 17, la televisará ESPN y el árbitro primordial va a ser el argentino Patricio Loustau, de 45 años, acompañado por sus compatriotas Ezequiel Barilovsky y Darío Bonfá.



Apuesta Exitosa