Más de 24 horas después del asalto al Capitolio por sus seguidores, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, cambió este jueves de tono, condenó la invasión y admitió que en unos días lo relevará el demócrata Joe Biden.

«Hemos pasado una elección intensa y hay muchas emociones, pero ahora es momento de calmar los ánimos y de recuperar la calma», dijo Trump en un video en la Casa Blanca publicado la noche del jueves.

«El 20 de enero se juramentará un nuevo gobierno. Mi objetivo ahora es asegurar un traspaso de poder ordenado. Este momento requiere llamar a cerrar heridas y a la reconciliación», dijo en un tono conciliador, muy diferente al exhibido en otro video el miércoles pocas horas después del asalto al Capitolio por parte de sus seguidores.

Trump se mostró «indignado» por el «atroz ataque» al Congreso del que muchos lo responsabilizan por haber incitado durante semanas sin pruebas la teoría del fraude electoral en los comicios que perdió en noviembre ante el demócrata Joe Biden.

Curso Parrillero

La invasión tras un mitin del presidente y mientras el Congreso ratificaba el triunfo electoral de Biden dejó al menos cinco muertos y unas imágenes nunca vistas en la historia moderna del país.

Trump admitió por primera vez el final de su mandato al decir que ser presidente fue «el mayor honor» de su vida.

El presidente elogió también a sus «maravillosos seguidores» y prometió: «Nuestro increíble viaje sólo acaba de comenzar».

En el nuevo video, sin embargo, apenas habla de sus infundadas acusaciones de fraude electoral, motivo por el que el miércoles se reunieron en Washington miles de sus simpatizantes para escucharlo frente a la Casa Blanca poco antes de que se dirigieran al Capitolio.

Los líderes demócratas en el Congreso, Nancy Pelosi y Chuck Schumer, pidieron este jueves al vicepresidente Mike Pence y al resto del gabinete presidencial que destituyan al presidente por su «incitación a la insurrección».



Fuente

Apuesta Exitosa